Consejos para la fijación de precios de servicios en tiempos de COVID-19

Cómo fijar precios de servicios durante la pandemia

El mercado de precios está aún distorsionado

Fijación de precios de servicios en tiempos de COVID-19

Como indica el Banco Mundial, ya no es un secreto que Panamá y los países de nuestro entorno se enfrentan a una fuerte crisis económica.

Industrias como la de las aerolíneas, la turística o las de equipamiento médico están sufriendo impactos serios, con reducciones importantes de precios o gran volatilidad.

Para los ciudadanos de a pie, estos últimos meses han sido de locura. Al estar “cautivos” y pendientes de los puntos de ventas más cercanos, se ha eliminado en algunos casos la competencia entre proveedores. Hemos visto subir de manera importante el precio de productos de limpieza o primera necesidad, la gasolina quedarse por los suelos o situaciones de histeria colectiva como la caza del rollo de papel higiénico. En lugares como Argentina, el precio del desinfectante se multiplicó por cuatro en sólo unas semanas. El precio de las mascarillas es parte de nuestras conversaciones diarias en Panamá.

En todo caso, se espera que la pérdida de ingresos laborales a causa de la cuarentena y posterior recesión se traducirá en un menor consumo de bienes y servicios que presionará los precios a la baja.

Hay esperanza, pero hay que prepararse

Sabemos que el COVID-19 provocará cambios importantes en la manera en que trabajamos, nos entretenemos, realizamos nuestras compras o convivimos. Sin embargo, con estos cambios también están surgiendo oportunidades.

Sabemos que el COVID-19 provocará cambios importantes en la manera en que trabajamos, nos entretenemos, realizamos nuestras compras o convivimos. Sin embargo, con estos cambios también están surgiendo oportunidades.

Los negocios deberán reducir su proporción de costos fijos y hacerse más livianos, con una mayor proporción de costos variables. Por ejemplo, mejor pedir prestada una herramienta o alquilarla, que endeudarse para comprarla y tenerla en propiedad.

Deberemos además acostumbrarnos a la virtualización de las relaciones económicas y sociales. Camarounds es un buen ejemplo. Clientes y proveedores podrán conectar, cotizar, negociar, contratar y hasta pagar a través de la plataforma. Nosotros creemos que las empresas y profesionales que más avanzados estén tecnológicamente, más probabilidades tendrán de desmarcarse del resto y tener éxito. Hacer las cosas como las hacíamos antes, cuando todo ha cambiado, no parece la mejor estrategia.

la construcción de una gran reputación y tener buenas opiniones de clientes será fundamental para los tiempos post-COVID

Creemos además que los clientes tendrán tendencia hacia la aversión al riesgo debido a un menor capital disponible para la contratación de servicios. Así, la construcción de una gran reputación y tener buenas opiniones de clientes será fundamental para los tiempos post-COVID.

Estrategias de precios y consejos prácticos

Conciencia social

Fijación de precios de servicios en tiempos de COVID-19

En primer lugar, en Camarounds creemos que en una política de precios responsable. Unos precios justos, tendrán, no sólo un impacto social positivo, sino que ayudarán a reducir la caída en la rentabilidad de las empresas e ingresos de los profesionales independientes. En Camarounds hablamos cada día con clientes interesados en nuestra plataforma, y hasta ahora todos han mostrado conciencia; quieren pagar un precio justo que permita a empresas y profesionales obtener una remuneración adecuada que les permita vivir de su trabajo. Esa es, además, nuestra filosofía.

En Camarounds creemos que en una política de precios responsable.

Entonces, aplicar nuevos descuentos en forma selectiva, e inclusive ofrecer algunas opciones gratuitas, puede ayudar a demostrar que nos solidarizamos con los clientes afectados por la pandemia. Por supuesto que este tipo de estrategias debe ser comunicada debidamente, y establecer un alcance y duración limitada.

Incentivar conductas socialmente responsables

En momentos de restricciones, ya hemos visto cómo ciertas personas realizan almacenamiento de productos o servicios que deja sin disponibilidad a otros clientes que también los necesitan. Por tanto, para la sociedad y las empresas, un elemento de marketing mejor que el “vender mucho”, puede ser el “vender bien”. Es decir, asegurar la mayor cobertura de clientes posible, con el stock o la capacidad que tenemos disponible.

Estimular las ventas, pero sin comprometer el futuro

Fijación de precios de servicios en tiempos de COVID-19

Uno de los sectores más afectados por el COVID-19 ha sido el turismo. El mismo sector se ha dado cuenta de que bajar precios no era la solución, ya que además de tener escaso efecto para convencer a clientes atemorizados, aún en cuarentena, genera guerras de precios y deprime los valores de referencia que manejan los clientes.

El sector turístico se dio cuenta de que bajar precios no era la solución, ya que además de tener escaso efecto para convencer a clientes atemorizados, aún en cuarentena, genera guerras de precios y deprime los valores de referencia que manejan los clientes.

Esto dificulta volver a los niveles pre-COVID, una vez que la situación se “normalice”. De esta manera, hoteles y aerolíneas han optado por otra estrategia: la flexibilidad. Así, estamos viendo en muchos países rembolsos sin penalizaciones, paquetes de tarifas flexible, cambios de fechas gratuitos, etc. Otros ejemplos, para otras industrias serían: ampliar los plazos de garantías y devoluciones, fraccionar los pagos, etc. El objetivo es siempre el mismo: transmitir a los posibles clientes que pueden comprar sin sumar preocupaciones en un contexto ya de por sí complicado.

Adaptarse es la clave para vender o no dejar de vender

Toca reinventarse. Además, en tiempos de crisis, los clientes necesitan que les resolvamos sus necesidades. Empresas que ofrecían catering de comida gourmet, probablemente hayan adaptado su menú con opciones a precios más bajos. También, ciertas empresas se han concentrado en ofrecer postres y pasteles que le solicitan los clientes que celebran los cumpleaños de sus hijos en cuarentena. Otra manera de adaptarte es implementar los pagos con tarjeta de crédito ya que los clientes no quieren quedarse sin efectivo o tener que manipularlo por razones de higiene.

Otra manera de adaptarte es implementar los pagos con tarjeta de crédito ya que los clientes no quieren quedarse sin efectivo o tener que manipularlo por razones de higiene

Trabajar tu marca personal

Mantener una buena relación con los clientes requiere esfuerzo y estrategia. Pero este esfuerzo merece la pena. Un cliente satisfecho hablará bien sobre ti a otros clientes potenciales. Si además utiliza una calificación en Camarounds que es positiva, dicho comentario será visible a cientos y cientos de clientes potenciales durante años.

Trabaja tu perfil personal en redes (o en Camarounds). Puedes incluir un detalle sorpresa para un cliente, como añadir un cupcake o un helado si haces comida a domicilio, una limpieza profunda de horno que no estaba contratada, un descuento inesperado, un acabado de algo más de calidad que lo inicialmente contratado, etc.

Cuando cotices, cuanta más información, mejor; evitarás confusiones

Debemos tener en cuenta que cada vez el cliente está más informado y es conocedor de los productos y servicios, así como sus precios. Será importante que añadamos información clara y precisa de lo que se incluye y lo que no en la cotización, los plazos, el número de horas de nuestro servicio, etc. Es bueno además explicar a los clientes la situación del mercado, si hay, por ejemplo, materiales o piezas que no están disponibles. Respetemos además siempre a nuestros clientes, es mejor decir que no tenemos un material o componente que pedir un precio desorbitado por él y tratar de buscarlo más tarde obteniendo un alto margen, por ejemplo.

Estudia a la competencia y sitúate

Es importante que te mantengas informado sobre los precios de la competencia, y más en unos momentos como los actuales donde hay tanta volatilidad, tanto en oferta como demanda. Debes ser realista también con tus habilidades y las calidades que puedes ofrecer. Si tu experiencia como ebanista reparando muebles, por ejemplo, no es muy extensa, pero es un segmento que te interesa, quizás debas bajar tu precio con respecto a lo que conoces del mercado.

Prepararse para cuando la crisis finalice

Aprovechemos este tiempo de cuarentena para desarrollar nuevas habilidades, buscar ideas frescas de negocio, implementar pagos con tarjeta de crédito y cuidarse a uno mismo. Hay que mantenerse con la moral alta y la mente preparada, porque el final de esta crisis está muy cerca. ¡Ánimo!

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Add Comment *

Name *

Email *

Website

Artículos Relacionados

Camarounds – Una solución ideal también para los negocios
Camarounds – Una solución ideal también para los negocios
Nadie quiere pagar de más y todo el mundo quiere que se solucionen rápido sus problemas o necesidades. Los administradores de PH o empresas de administración de la propiedad nos...
Aprende a cotizar tus servicios – Consejos generales (I)
Aprende a cotizar tus servicios – Consejos generales (I)
Cotizar además es una actividad clave para el éxito, ya que dicha cotización será nuestra primera carta de presentación como profesional y toma de contacto con un cliente. Por tanto,...
Cómo ganarte la confianza de tus clientes en Camarounds – Entrevista a Humberto Oliveros
Cómo ganarte la confianza de tus clientes en Camarounds – Entrevista a Humberto Oliveros
Hoy entrevistamos a Humberto Oliveros, Camaroneador experto en Pintura, Remodelaciones y Construcción en general, ¡con una calificación media de casi 5 estrellas!